info@teleradweb.com.ar

Av del Libertador 2442, 4º, Olivos (B1636DSR) - Buenos Aires, Argentina

O. (+54) 11 4711 8790


Teleducación: los desafíos de ser un alumno a distancia

cabecera teleducacion covid

Con una demanda cada vez más creciente y a través del uso de las tecnologías, la teleducación rompió las barreras geográficas y posibilitó que los profesionales de la salud y los estudiantes pudieran capacitarse o complementar una formación sin necesidad de desplazarse, de tener que renunciar a las obligaciones laborales o postergar compromisos familiares. Y, de esta manera, incorporar conocimiento que los ayuden a desenvolverse mejor en su actividad y mantenerse actualizados.

A su vez, la pandemia provocada por el COVID-19 también cambió la forma en la que estudiamos, abrupta y repentinamente. Pero formarse a distancia muchas veces trae aparejado el desafío de adquirir habilidades para manejar e interactuar con nuevas herramientas y aplicaciones; incluso nuevas formas de interacción entre las personas, distintas a las que conocíamos cuando tomábamos cursos en forma presencial.

¿Cuáles son esas destrezas que necesitamos adquirir para estudiar a distancia?

Una de las razones del crecimiento de la capacitación a distancia se basa en que permite combinar el aprendizaje con la rutina laboral, porque cuenta con contenidos que se actualizan online permanentemente y que se pueden consultar desde cualquier dispositivo electrónico en el momento que uno quiere. Sin tiza, pero con el puntero del mouse; sin fotocopias ni impresiones, pero con documentos y bibliografía en formato PDF, en el área de la salud el aprendizaje virtual está ganando un protagonismo que hasta hace unos años era impensado.

Telerad teleradiologia aprender a distancia

Puede parecer extraño que todavía haya gente que se resista a la teleducación. Sin embargo, es cierto que a la hora de pensar en tomar cursos a distancia, el desconocimiento de esta modalidad puede producir trabas, dudas y preconceptos, un rechazo a la tecnología. Por ejemplo, el temor a no saber quién está del otro lado (¿acaso estoy hablando con un robot?), la dificultad para manejar algún software o plataforma desconocido, la pregunta de si el contenido es pedagógico y de calidad, o no saber si podrá resolver dudas puntuales. Esas inquietudes pueden resolverse fácilmente. Veamos cómo. 

Telerad teleradiologia aprender a distancia

Tal vez le interese leer: La capacitación es permanenteTelerad teleradiologia aprender a distancia

5 tips para ser un buen alumno a distancia

Hoy existen empresas que brindan cursos a distancia personalizados a cargo de especialistas con experiencia tanto profesional como académica, que no sólo adaptan los contenidos para que sean pedagógicos, sino que, mediante técnicas de enseñanza multimedia disponibles, guían y acompañan online durante todo el proceso transmitiendo sus conocimientos, escuchando y aclarando las dudas.

Ahora bien: ¿qué habilidades conviene practicar o desarrollar para poder aprovechar todas las ventajas de la teleducación?

  1. Planificar el día con precisión. Aunque estudiar online permite flexibilizar la rutina según las necesidades de cada uno, administrar correctamente el tiempo es clave. Esto ayudará a mantener un equilibrio, evitar interrupciones o distracciones, y a definir prioridades para poder cumplir los objetivos. ¿Cómo lograrlo? Es importante tener en cuenta los cronogramas de trabajo, leer con antelación el programa para poner el foco en los tópicos de cada clase y conocer de qué manera evaluarán la evolución del aprendizaje. También es importante entender el tiempo que tomará; la mayoría de los cursos lo indican dentro de sus descripciones.Telerad teleradiologia aprender a distancia

  2. Tener una “agenda sagrada”. Conviene asignar horarios específicos en los que ningún otro motivo entorpezca la tarea: ninguna otra obligación ni actividad es prioridad durante ese espacio asignado para el aprendizaje.

  3. Elegir el lugar apropiado. El ambiente designado para llevar a cabo un curso en línea debe contar con una silla y un escritorio cómodos para cuidar la postura corporal y tener la menor cantidad de ruidos externos posible, con el fin de evitar distracciones.

  4. Mantener la curiosidad activa. Investigar por cuenta propia puede convertirse en un diferencial que ayude a incrementar el conocimiento. Por ejemplo: a través de foros de discusión, videos, chats, conferencias y bibliotecas electrónicas se puede interactuar con los docentes, lo que enriquece la experiencia de aprendizaje. Estos recursos tienen un beneficio adicional: contribuyen a tener más tiempo para procesar la información que se recibe.

  5. Momento para el relax. Tampoco conviene que la autoexigencia sea demasiado alta, hasta tal punto que una persona pase demasiado tiempo estudiando sin siquiera darse el gusto necesario de un descanso. Un momento de ocio en otro ambiente, hacer ejercicios físicos o cualquier otra pequeña acción que corra el foco, resulta vital si se quiere despejar la mente antes de continuar.

Ya hace tiempo que la teleducación es parte de los procesos de formación para quienes pretenden actualizarse y enriquecer sus conocimientos en tiempo real, acerca de los últimos avances en medicina.

Seguir adaptándose a los escenarios que plantea la salud se encuentra entre los principales desafíos de todos los que trabajamos en este rubro.  Entonces, la actitud y la aptitud resultarán buenas aliadas si pretende formar parte de esta generación de profesionales médicos que busca la capacitación constante. Hoy, más que nunca.

 

Telerad teleradiologia aprender a distancia